Lunes, 4 de Diciembre de 2017 | 1:31 pm

La conmovedora historia del médico de 91 años que va todos los días a trabajar gratis al hospital

Luis Schapira lleva 65 años como médico y va todos los santos días al Hospital Fernández, en Buenos Aires Argentina.

La conmovedora historia del médico de 91 años que va todos los días a trabajar gratis al hospital
La conmovedora historia del médico de 91 años que va todos los días a trabajar gratis al hospital

Varios son las personas que detestan su trabajo, o por lo menos siempre están esperando que llegue el fin de semana para no saber nada de responsabilidades y temas laborales.

Sin embargo, hay otros que son apasionados de sus trabajos y se mueven solo por vocación. Uno de estos casos es el Luis Schapira, un médico de 91 años que confiesa estar “enamorado” de su profesión y que a sus 91 años aún sigue yendo todos los santos días a trabajar al Hospital Fernández, en Buenos Aires Argentina. Lo más curioso es que lo hace completamente gratis.

Su historia se hizo conocida luego que una usuaria en Twitter publicara una fotografía donde se ve a Schapira vestido de delantal blanco esperando pacientemente el ascensor en el hospital.

“Cuando te preguntes qué es la vocación, acordate de este médico jubilado que sigue viniendo ad honorem al hospital”, escribió @VayaAspirina.

Rápidamente la foto de Schapira se viralizó por las redes sociales, consiguiendo más de 5 mil compartidos y más de 16 mil likes.

“Sigo yendo porque amo a la medicina y al hospital público. Me gusta aprender aunque sé que me quedan pocos años para ejercer, sigo estudiando y me gusta escuchar a los jóvenes a los que dirigí cuando hicieron la residencia. Las mañana son los momentos más lindos de mis días”, dice el médico en conversación con el diario La Nación de Argentina.

Que su edad no te engañe, ya que aunque está cerca de cumplir un siglo de vida, Schapira está más vital que nunca. Una muestra de ello es la gran cantidad de actividades profesionales que tiene en la semana.

“Los lunes a la mañana voy de 8 a 9 a nefrología, de 9 a 10:30 a la recorrida de clínica médica y de 11 a 12 en oportunidades doy una clase; los martes voy de 8 a 9 a infectología, de 9:30 a 10:30 a la recorrida de clínica y de 11 a 12 a cardiología; los miércoles voy de 8:30 a 10 a endocrinología y de 11 a 12 al ateneo general de clínica médica; jueves por medio voy de 8 a 10 al consultorio de diabetes y el otro al de neumonología y los viernes de 8 a 10 voy a gastroenterología”, explica.

Al preguntarle qué consejo les daría a los médicos que están recién comenzando en esta profesión, Schapira dice que este trabajo “es una profesión hermosa, que el mayor pago que se recibe es la satisfacción de solucionar problemas, que hay que tratar al enfermo y no entusiasmarse con la enfermedad”, asegura.

Agrega que en esta profesión “no se deja de estudiar nunca, que no dejen de ir al hospital y que sepan que cuando se va al hospital todos los días se tiene que aprender algo”.

Fotos: Familia Schapira

Temas relacionados:

Noticias

Déjanos tus comentarios

America/El_Salvador