Miércoles, 7 de Noviembre de 2018 | 1:12 pm

Presentan informe Niñez sin Tregua

La violencia sigue siendo una de las principales causas de la migración interna y externa que afecta a ciento de salvadoreños, así lo detalla un informe presentado por varias organizaciones.

Los desplazamientos forzados en El Salvador son cada vez más recurrentes, han sido varias familias las que han tenido que abandonar sus hogares debido a la violencia, muchas incluso han tenido que migrar a otros países, otras se han quedado aquí, pero se desplazan constantemente para evitar ser localizados.

Los departamentos que más éxodos reportan son La Libertad, La Unión, Santa Ana, Cuscatlán y San Salvador donde se registra el 47.3%, es decir la mayoría.

Estos éxodos afectan principalmente a niños y adolescentes según Cristosal, la criminalidad los obliga a huir, para salvaguardar sus vidas, desde el año 2016 y hasta junio de 2018, se han identificado a 418 menores en necesidad de desplazamiento.

Las amenazas de pandillas representan el 94.6% de estos casos de desplazamiento forzado, según Cristosal no deja de sorprender es que la Policía Nacional Civil y la Fuerza Armada también han sido identificados como los autores con un 7.3 %.

La migración interna o externa da un giro de 180 grados en la vida de los menores, quienes no solo dejan el lugar de residencia, dejan amigos y dejan parte de sus sueños, muchos ya no pueden continuar con sus estudios.

De estos hechos, solamente el 53% de las victimas interpusieron una denuncia formal y si nos cuestionamos el porqué el resto no lo hizo, la causa común fue por temor a represalias por parte de los agresores y por desconfianza en las instituciones estatales.

Cristosal junto a organizaciones de la sociedad civil, entregaron el informe “Niñez sin tregua”, a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos con el fin de hacer eco de esta problemática que cada vez afecta a más familias.
 

Temas relacionados:

Noticias

Déjanos tus comentarios